Logo of National Resource Center on AD/HD
Inicio · Regístrese · Biblioteca del CNR    in English
Ask a Question About AD/HD
Vivir con TDA/H


TDA/H y el concepto de recuperación

Find us on Facebook Follow Us on Twitter HelpForADHD on YouTube

¿No encuentra lo que busca? Nuestros especialistas en información de salud le pueden ayudar. Comuníquese con nosotros al 800-233-4050 en línea.


Declaración de la Junta Asesora Profesional (PAB, por sus siglas en inglés) de la organización de Niños y Adultos con el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (CHADD, por sus siglas en inglés)


Antecedentes

En 2002, el entonces presidente George W. Bush creó la Comisión Presidencial Nueva Libertad para la Salud Mental. El objetivo de la Comisión era "estudiar el sistema de prestación de servicios de salud mental y realizar recomendaciones que permitirían a los adultos con enfermedades mentales graves y a los niños con alteraciones emocionales graves vivir, trabajar, aprender y participar plenamente en sus comunidades." En julio de 2003 la Comisión le presentó al Presidente su informe final, titulado Cómo cumplir la promesa: Transformamos la atención de la salud mental en los Estados Unidos (en inglés).

La Administración de Servicios de Salud Mental y Abuso de Sustancias (SAMHSA, por sus siglas en inglés), una agencia del Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, también por sus siglas en inglés) de los Estados Unidos, continuó con el trabajo de la Comisión al publicar en 2005 Transformamos la atención de la salud mental en los Estados Unidos, agenda de acción federal: Primeros pasos (en inglés). Antes de publicar esta agenda, la SAMHSA consultó a otras agencias federales y a numerosos expertos, incluidos usuarios de servicios de salud mental, familiares, proveedores, defensores, investigadores y otras personas.  Esta consulta dio lugar a una Declaración nacional de consenso sobre la recuperación de la salud mental (en inglés).

Esta declaración identifica diez (10) componentes fundamentales1 de la recuperación y define el término de la siguiente manera:

  • La recuperación de la salud mental es un viaje de sanación y transformación que le permite a una persona que sufre un problema de salud mental llevar una vida con sentido en la comunidad que elija, mientras se esfuerza por alcanzar su máximo potencial.

Relación con el trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDA/H, conocido por las siglas AD/HD en inglés)

Es posible que, a la mayoría de las familias y personas que deben enfrentarse a los problemas que supone el déficit de atención/trastorno de hiperactividad (TDA/H), el concepto de recuperación no les resulte familiar. El término en sí mismo también puede sugerirles un significado diferente a los profesionales de la salud cuyo trabajo principal se desarrolla en un entorno distinto del de la salud mental.  Sin embargo, existen numerosos puntos de conexión entre la recuperación, según se define anteriormente, y el manejo exitoso del TDA/H.  En este contexto, es importante comprender no solo lo que significa la recuperación, sino también lo que no significa. 

Aquí, la recuperación no se refiere a un proceso que tiene necesariamente unos criterios de valoración previsibles.  La persona que se fractura una pierna, normalmente debe pasar por un proceso de recuperación propio de este tipo de lesión. En un punto previsible del recorrido, se considerará que la persona se ha recuperado por completo. Este concepto de recuperación no es el que normalmente se utiliza al hacer referencia a las personas que enfrentan problemas de salud mental, incluidas muchas personas con TDA/H. Si bien algunas personas con determinados problemas de salud mental (incluido un subgrupo de niños con TDA/H) pueden pasar al estado de haberse recuperado, para muchas personas con afecciones mentales, la recuperación suele ser un proceso dinámico y continuo, no fijo ni estático.

Esto se aplica a la mayoría de los adultos con TDA/H. Para estas personas, la recuperación se entiende mejor como el manejo continuo de los síntomas del TDA/H. Las dos principales características distintivas de la recuperación de la salud mental son llevar una "vida con sentido" y llegar a alcanzar nuestro "máximo potencial." Para aquellas personas con TDA/H, estas dos características resultan no solo fácilmente aplicables, sino también muy alcanzables. A pesar de los numerosos problemas que enfrentan, existen recursos que pueden ayudar a las personas con TDA/H a alcanzar un nivel de bienestar caracterizado por la independencia, la interdependencia saludable, la esperanza y la satisfacción personal.

La mayor parte de las investigaciones sobre tratamientos para el TDA/H se ha concentrado en la afección en los niños, y las opciones disponibles tienen una sólida base de evidencia para lograr la reducción de los síntomas. Para muchos, la necesidad de intervención persiste en el largo plazo. Si bien el TDA/H no ha sido tan investigado en los adultos como en el caso de los niños, los adultos que han recibido un diagnóstico correcto del trastorno aún pueden aprovechar  todos los tratamientos que mejor se adapten a sus necesidades.  Además de las intervenciones basadas en la evidencia, existen tratamientos que han demostrado ser "prometedores" y que para la persona pueden resultar efectivos.  Mediante el trabajo con uno o varios profesionales de la salud y de la salud mental, los adultos con TDA/H pueden aprender a manejar los síntomas que se manifiestan en sus vidas.

CHADD reconoce que el TDA/H es un trastorno que afecta a las personas "durante toda la vida." Esto significa que, generalmente, los síntomas del TDA/H se manifiestan tanto en una etapa de la vida como en la siguiente, y que se extienden a las diferentes esferas de la vida durante cualquier etapa de la vida en particular. En función de la noción de que se debe otorgar poderes a los adultos con problemas de salud mental para que ejerzan su derecho a la autodeterminación, el concepto y los componentes de la "recuperación" tienen mucho que ofrecerles a las personas con TDA/H y a aquellas que son parte de sus vidas.


1.  Estos componentes son: autodirección, individualizado y centrado en la persona, otorgamiento de poderes, integral, no lineal, basado en las fortalezas, apoyo de los pares, respeto, responsabilidad y esperanza.
Buscar:
Preguntas Frecuentes
Yo soy adulto ¿pero si el TDAH solo afecta a los niños?
Obesidad y TDAH: ¿Cuál es la conexión?
El Tabaquismo y el TDAH: ¿Cuál es la Conexión?
¿Qué son las funciones ejecutivas?
¿Pueden ayudarme a encontrar un médico o profesional de la salud mental?
Lea todas las preguntas frecuentes

¿Tiene una pregunta sobre el TDA/H?
CHADD

Imprimir página · Enviar página por correo electrónico · Quiénes somos
Contactos · Reglas de uso · Política de privacidad · Mapa del sitio
CHADD